El Entrenamiento Excéntrico Isoinercial es tecnología de la nasa aplicada al fortalecimiento de músculos y tratamiento de lesiones.

Realizar actividades físicas con el fin de tonificar los músculos y obtener una silueta perfecta, recuperarnos de alguna lesión, bajar de peso o, simplemente combatir el estrés, forman parte de un estilo de vida saludable. Un estilo de vida cada vez más publicitado en Internet con la tendencia a lo “fitness”

Y es que, la moda de realizar ejercicios isométricos (con el propio peso o con máquinas tradicionales) cada vez más complejos o en distintos encuadres con el fin de superar el millón de visualizaciones para obtener relevancia no es lo innovador. Lo verdaderamente innovador en el entrenamiento físico se centra en el tipo de tecnología usada para realizar los ejercicios que hacen que los entrenos sean más efectivos y con menor riesgo a lesionarse. En otras palabras, lo innovador se llama: tecnología isoinercial.

Según, Carlos Cid, fisioterapeuta y osteópata especializado en el área traumatológica, reumatológica y recuperación deportiva en Barcelona, España:

La tecnología isoinercial se basa en utilizar la fuerza excéntrica (contracción del músculo mientras se alarga) para la mejora del entrenamiento y rendimiento del deportista. Está basada en el movimiento del juguete “yo-yo”, con respuesta (al lanzarlo, vuelve a recogerse)

Carlos Cid

fisioterapeuta y osteópata especializado en el área traumatológica, reumatológica y recuperación deportiva en Barcelona, España

La NASA empleó la tecnología isoinercial en el espacio para el entrenamiento de sus astronautas, dado su movimiento anti gravitatorio que permitía al astronauta entrenar con máquinas para combatir la atrofia muscular, sin que la gravedad fuera un problema. Un grupo de investigadores de Estocolmo ideó un sistema pensado en el movimiento del “yo-yo” que, además de eliminar el problema de la gravedad en el espacio, hacía que mejorar la forma física fuera más fácil en la Tierra.

 

Técnica Isoinercial

En una máquina isoinercial, que simula el movimiento del “yo-yo”, una correa o cuerda unida a un eje y en el extremo un manillar o volante para realizar el movimiento. Lo que sucede cuando se realiza el movimiento es que la cuerda o correa se desenrolla y vuelve a enrollarse con la misma fuerza, produciendo el movimiento isoinercial. El ejercicio tiene lugar cuando el individuo, quien ejerce la fuerza de carga, ejerce la fuerza de freno, y a ese movimiento que frena se le llama, movimiento excéntrico.

En los movimientos concéntricos (acortamiento), el músculo se contrae y la tensión que produce es superior para vencer la resistencia de la carga a mover.

Movimientos Excéntricos (negativos)

En los movimientos excéntricos (alargamiento), el músculo continua contraído, pero el movimiento se genera a favor de la gravedad. La contracción excéntrica tiene la importante función de controlar, de «frenar» el movimiento cuando va a favor de la gravedad.

Tanto el movimiento concéntrico como el excéntrico deben ejecutarse de forma equilibrada para aprovechar el ejercicio sin incurrir en lesiones, pero prestando especial atención a la fase excéntrica hará que obtengamos el mayor rendimiento en el ejercicio.

Beneficios del entrenamiento excéntrico isoinercial centrado en el fitness y la recuperación física:

  • Incremento de la fuerza

  • Aumento de la velocidad y la potencia

  • Prevención de lesiones

  • Disminuye la percepción de dolor

  • Aumento de la masa muscular

  • Mayor elasticidad muscular

  • El entrenamiento excéntrico isoinercial sustituye el peso libre

Las maquinarias que utilizan tecnología isoinercial (poleas cónicas, yoyos, cinturón ruso…) permiten realizar un entrenamiento de fuerza excéntrica, haciendo que no sea necesario utilizar el peso libre (mancuernas, barras…) para entrenar.

En el entreno con tecnología isoinercial se usa la misma inercia tanto en la fase concéntrica (acortamiento del músculo) como excéntrica (alargamiento del músculo) permitiendo mayor activación muscular debido a la alta velocidad que se alcanza.

Para más información, consulta a CARLOS CID CLINIC, fisioterapia y osteopatía, la alternativa a la cirugía.